Novedades

Acacia auriculiformis

Violeta 31 de agosto de 2012

La Acacia auriculiformis es un árbol originario de Australia, muy resistente, de crecimiento vigoroso, que pertenece a la familia Mimosaceae, se lo emplea como ornamental y para dar sombra, su madera es utilizada como leña y también para fabricar muebles y herramientas. Se le extraen, además, taninos que son excelentes para curtir cuero y de los ejemplares más viejos mediante un proceso especial se ha logrado producir pulpa de papel. Su resistencia al calor y la sequía y su buena adaptabilidad a todo tipo de suelos lo convierten en ideal para recuperar tierras que se arruinaron por cultivos intensivos o por acumulación de productos químicos. Suele llegar a los treinta metros de altura con un ancho de tronco de aproximadamente sesenta centímetros; este último tiende a retorcerse y presenta muchos nudos en su superficie.

Según la región y el clima en el que se encuentre su follaje puede ser perenne o deciduo. Las hojas, de forma lanceolada u oblonga, son simples, paralelinervadas y se disponen de manera alterna en las ramas; miden de diez a quince centímetros de largo por dos centímetros y medio de ancho; son glabras y de aspecto coriáceo.

Presenta inflorescencias axilares de tipo espiga que miden entre cinco y ocho centímetros de largo. Las flores son pequeñas y sésiles, el cáliz es glabro y lo forman cinco sépalos con los bordes finamente dentados; posee cinco pétalos estrechos y acuminados, y numerosos estambres filiformes; el ovario es pubescente y lo acompaña un estilo también filiforme. Sus frutos dehiscentes y de forma auricular (de allí su nombre científico) contienen más de una docena de oscuras semillas, planas y elipsoidales, circunvaladas por un arilo que puede ser rojo o anaranjado; las mismas mantienen su poder germinativo hasta por casi un año y medio.

Una vez establecido va ganando terreno gracias a su simiente, prácticamente no precisa mantenimiento; se lo utiliza mucho para reforestar tierras devastadas por incendios. En lugares alejados de su hábitat natural se ve expuesto a plagas a las que no está acostumbrado y puede verse afectado, sobre todo, por insectos que se alimentan de la madera (barrenadores y termitas) y por hongos en las raíces.

Dejar un comentario

Normas de publicación Remitir publicidad de cualquier clase y comunicaciones con fines de venta u otras de naturaleza comercial al Portal, o a una pluralidad de personas usuarias del WEBSITE sin que medie su previa solicitud o consentimiento.