El Abedul de Erman

El árbol caducifolio conocido comúnmente como Abedul de Erman está registrado científicamente como Betula ermanii, es originario del este de Asia y forma parte de la familia Betulaceae. De porte mediano suele alcanzar los veinte metros de alto. Se lo encuentra entre los mil y los mil setecientos metros de altitud formado bosques puros o mezclado con coníferas. Su madera fuerte y densa se emplea en construcción y  carpintería,

Su corteza es clara y se descascara con facilidad, por lo que se la ve colgando en láminas del tronco y las ramas; en estas últimas es glabra y marrón-rojiza; en cambio en las ramillas pubescentes es marrón-verdosa; todas presentan glándulas resinosas. Los brotes nuevos están protegidos por escamas recubiertas por una vellosidad sedosa.

Las hojas verdes son anchas, ovales y acuminadas, están sostenidas por cortos pecíolos, tienen el margen desigualmente serrado y aspecto coriáceo; la nerviación es mucho más clara; miden unos ocho centímetros de longitud. Amarillean en el otoño antes de caer.

Durante la primavera y el verano aparecen las flores masculinas (junto con las primeras hojas) reunidas en un amento pendular y las femeninas (protegidas por brácteas) nucleadas en una inflorescencia de oval a oblonga de tres centímetros de largo por uno y medio de ancho, sostenida por un oscuro pedúnculo de cinco milímetros. El fruto es similar a una nuez y las semillas presentan un ala membranosa.

Se lo propaga mediante esquejes de madera blanda, adaptándose a variados tipos de suelo, aún sin importar su Ph, siempre que tengan buen drenaje. En cuanto a las ubicaciones prefiere estar a pleno sol aunque con sombra parcial también prospera. Vive entre veinte y cincuenta años.

La Yerba mate

El Pinsapo

El Maple

Dejar un comentario:

Tu email no será publicado.

Site Footer