Novedades

El Algodonero

Violeta 11 de abril de 2010

El algodoneroEl algodonero o Gossypium es una planta textil oleaginosa perteneciente a la familia Malvaceae, hay de ella variedades anuales, bianuales y vivaces. No se puede determinar si es originaria de Oriente o América pues su cultivo se remota a tiempos inmemoriales en ambas zonas. Su raíz es pivotante, el tallo comienza siendo herbáceo para transformarse con el tiempo en leñoso. Llega a convertirse en un arbusto de unos dos metros de alto. Sus hojas palmeadas pueden tener 3 o 5 lóbulos y a veces hay de ambas en la misma planta.

Las flores nacen de color amarillento, cambian a rosadas y terminan siendo de un rojo oscuro. Tienen forma acampanada y están compuestas por un cáliz y una corola de 5 sépalos y 5 pétalos respectivamente. Tiene varios estambres unidos por su base. El ovario parece una pera y tiene entre 3 y 5 cavidades. El fruto mide unos 7 por 5 centímetros, o un poco más, es una cápsula verde que vira al rojo violáceo en su madurez, en cada cavidad se encuentran entre 7 y 10 semillas ovales envueltas en fibras de un color verde grisáceo.

Cuando el capullo se torna morado se abre gradualmente hasta dejar asomar sus filamentos entrelazados semejando copos de nieve, y comienza la época de cosecha (la misma se efectúa manualmente, sacando los capullos uno por uno) que se prolonga bastante pues no todos los frutos maduran al mismo tiempo y si se los saca de la planta antes de su madurez las hebras son quebradizas y no tienen brillo. Luego se los coloca a secar, proceso que demanda varios días. Posteriormente se lleva a cabo el desmontado que separa las semillas (para fabricación de aceite) de las fibras (para uso en la industria textil). Y luego se procede a enfardar el algodón en paquetes a los cuales se les da el nombre de “balas”.

El mejor clima para su cultivo es el subtropical, pero no es una planta exigente en cuanto a suelos; aunque los altos, sueltos, de composición arenosa son sus preferidos cuando están en zonas de abundantes lluvias; pero si se hallaran en zonas secas, con escasa cantidad de precipitaciones, lo mejor sería buscarle suelos arcillosos que conserven la humedad. La cantidad de lluvia adecuada sería de unos 800 a 1200 mm anuales.

Para germinar necesita entre 14 y 20  grados centígrados, como término medio diario, ya crecido puede soportar temperaturas de hasta 45º; no le va tan bien con el frío pues muere si baja de 0º. Previo a su plantación se recomienda efectuar dos aradas con una posterior pasada de la rastra en ambas oportunidades. Las semillas no deben cubrirse con mucha tierra para que no tengan problemas al brotar, se siembran en línea continua y luego se ralean las plántulas (cuando tienen una altura promedio de 20 cm) para que queden entre ellas unos 80 centímetros de separación. Su cultivo requiere de carpidas con rastra de dientes para destruir las malezas y airear la tierra tantas veces como sea necesario.

Dos de sus principales plagas son la Lagarta rosada y la Oruga del capullo, ambas mariposas muy dañinas para la planta y difíciles de controlar, si se las halla se deben aplicar pulverizaciones con sales amoniacales repetidas veces  pero aunque esto las controla se recomienda, además, proceder a la quema de los rastrojos luego de la cosecha, pues siempre quedan algunos vestigios y puede recomenzar el ciclo nocivo.

Dejar un comentario

Normas de publicación Remitir publicidad de cualquier clase y comunicaciones con fines de venta u otras de naturaleza comercial al Portal, o a una pluralidad de personas usuarias del WEBSITE sin que medie su previa solicitud o consentimiento.