La Ajedrea

La Ajedrea, que responde al nombre científico de Satureja hortensis, es una planta aromática anual, de consistencia herbácea, que pertenece a la familia Lamiaceae y es originaria de las costas orientales del Mar Mediterráneo, donde la hallamos desde el nivel del mar hasta los mil metros de altitud. Sus erectos tallos pubescentes rondan los treinta centímetros de altura. Se la emplea principalmente como condimento en las comidas y se le atribuyen, además, varias propiedades medicinales.

Sus cortas hojas, recubiertas también de una fina vellosidad, van de lineares a lanceoladas, en este último caso los márgenes aparecen recurvados hacia adentro, añadidas a diversas preparaciones culinarias le dan un sabor amargo y algo picante; pueden utilizarse tanto frescas como secas. Los principales aceites esenciales que contienen son el carvacrol y el timol. Se distribuyen de manera opuesta.

Florece durante la primavera y el verano; da hermosas flores blancas o rosadas que agrupadas forman inflorescencias terminales de tipo espiga; atraen mucho a las abejas. Los frutos son aquenios de forma ovoidal.

Es de fácil cultivo; precisa ubicaciones con mucho sol y suelos ligeros, con mezcla de arena para que tengan buen drenaje; prefiere abono orgánico. Las semillas se depositan directamente sobre la tierra puesto que precisan luz y calor para germinar, lo cual ocurre en dos o tres semanas generalmente. No demanda mucho riego, sólo al ver la superficie seca debe brindársele agua.

Dentro de la medicina no tradicional, bebiendo infusiones preparadas con sus hojas, se la considera antiséptica, anti reumática, antiespasmódica, expectorante, aperitiva, estomacal, anti flatulenta, anti parasitaria y astringente. En uso externo se la emplea en casos de afecciones de la piel y es antifúngica (hongos en las manos o en los pies) y anti inflamatoria (aplicada sobre picaduras de insectos).

El Ajo

El Ajenjo

La Lisianthus

Dejar un comentario:

Tu email no será publicado.

Site Footer